No es la primera vez que escribo acerca de las posibilidades de Canva, una plataforma online gratuita que permite diseñar fácilmente publicaciones para redes sociales, folletos, presentaciones, infografías… Sin embargo hoy quiero centrarme en una de las posibilidades que ofrecen sus plantillas y que, seguramente, no es aún demasiado conocida: el curriculum.

1- Una experiencia personal…

Estoy seguro que ya sabes de sobra la cantidad de curriculums que reciben todas las empresas, más aun cuando se encuentran en pleno proceso de selección. Es por esto que el tuyo debe resaltar, ha de sobresalir sobre el de los demás, de algún modo debe llamar la atención. Te cuento, en primera persona, mi experiencia seleccionando candidatos:

Hace algún tiempo, en una empresa en la que me encontraba trabajando, me encomendaron la tarea de buscar a un candidato/a para un nuevo puesto que había quedado libre. Tras poner un par de anuncios en varios portales de internet en tan sólo dos días me vi inundada de solicitudes. Debía hacer una primera preselección haciéndole llegar a la dirección tan sólo 5 ó 6 candidatos. Te aseguro que la tarea no fue sencilla.

Tras descartar a todos aquellos que no contaban con los requisitos esenciales de formación o experiencia contaba con más de 40. A continuación empecé a fijarme en la dirección dado que de acuerdo con la jornada partida, no sería práctico contratar a alguien que tardara demasiado en llegar al puesto de trabajo.

Finalmente, con alrededor de una veintena de curriculums en mis manos ya no sabía qué criterio seguir. Todos los candidatos que tenía delante contaban con la formación necesaria y experiencia; todos sus curriculums eran similares! A decir verdad ninguno resaltaba entre los demás. Y aquí se encuentra el problema y lo que quiero mostrarte.

Si alguno de los candidatos hubiera destacado por el diseño de su currículum habría sido seguro preseleccionado para una entrevista.

2- ¿Por qué utilizar Canva para tu curriculum?

Ciertamente lo más importante de un currículum es lo que contiene (tu experiencia, tu formación, tus habilidades, actitudes, capacidades…) pero también la forma en que lo contiene: el diseño SÍ importa.

Tanto si tu sector esta relacionado con el diseño, el arte… como si no, tu currículum debe impactar, ha de diferenciarse del resto.

Canva te permite hacerlo de forma bastante sencilla y rápida. Cuenta con un montón plantillas gratuitas -totalmente modificables- que puedes utilizar sirviendo de gran ayuda.

Por su puesto, si lo prefieres, también puedes empezar a hacer tu curriculum desde cero.

3- Algunos consejos para que tu curriculum resalte

Siempre recomiendo comenzar con una plantilla (aunque luego cambies el fondo, tipografía, imágenes, iconos…). Es más sencillo así.

Intenta escoger una que se adapte a lo que necesitas: quieres potenciar tus habilidades, te interesa hacer énfasis en tu extensa experiencia laboral o tu formación académica, etc.

Como es muy probable que lo envíes por correo electrónico o lo adjuntes a una página web… no escatimes, utiliza colores (sin que se convierta en un arcoiris).

Lo recomendable es que todo se encuentre concentrado en un único folio DIN A4. Si no te es posible, intenta no extenderte a más de dos páginas. Se hacen demasiado tediosos y largos los curriculums más extensos.

Incorpora una fotografía. Conozco personas que se encuentran en contra de incluir fotografía pero, por mi experiencia, tienes más posibilidades de que se fijen en tu CV si la adjuntas.  Eso sí, asegúrate que se ve profesional (he visto curriculums que incluyen fotografías tomándose un café en una terraza…; esto no es apto).

Dale importancia a tus habilidades. No sólo te ciñas a tu experiencia y estudios. Deja espacio para tus aptitudes y actitudes; son cada vez más importantes para las empresas.

Si tienes página web, blog, perfil en linkedin… todo aquello que sea profesional o muestre tu lado creativo o profesional… inclúyelo! Esto dará a la empresa más argumentos para elegirte.

Por último y, aunque parezca obvio, no olvides incluir tu teléfono y correo electrónico. Ubícalo en un punto principal del CV, facilitando a las empresas el contacto contigo.

 

Espero que estos mini consejos hayan sido de utilidad. Si los pones en práctica cuéntamelo! Y, como siempre digo, lee el siguiente post!

 

Aroa.