Sea cual sea tu tipo de proyecto es de vital importancia que conozcas a tu público potencial. Cuantos más datos tengas acerca de ellos mejor, más productivo y efectivas serán tus campañas de marketing.

1- ¿Por qué es tan importante conocer mi público?

Siempre que creas una nueva publicación debes tener presente tu objetivo y a quién te diriges. Debes dirigirte a tu público, a aquellas personas que realmente estén (o puedas estar) interesadas en tu producto o servicio, en tu marca.

Si creas campañas en Facebook y las promocionas, te interesará tener cuantos más datos mejor para que tu segmentación sea lo más precisa posible y así, con la menor inversión, conseguir el mayor número posible de conversiones.

Aunque se trate de contenidos por los que no pagues, también has de tener presente tu público: no será lo mismo dirigirte a varones de más de 50 años que a mujeres entre los 20 y los 35 años.

2- ¿Qué debo saber acerca de mi público?

Cuanto más mejor! Cuanto más puedas precisar tu público potencial más precisas serán tus campañas. Ten presente que no sólo tienes por qué tener un único tipo de público. Puede ser que haya dos o más tipos muy diferentes y, sin embargo, interesados en tu marca. En este caso puede ser recomendable que realices publicaciones diferentes para cada tipo.

a) Edad:

Es interesante que conozca el rango o rangos de edad que más interesados están en tu producto, a los que debes dirigirte.

Si, por ejemplo, vendes pañales en España seguramente debas centrarte en personas entre los 25 y 35 años.

b) Sexo:

¿Tu público potencial es mayoritariamente mujeres o son más los hombres? Esto también resulta muy importante, no se suelen elaborar los mismos contenidos -o no de la misma forma ni en las mismas redes- si nos dirigimos mayoritariamente a hombres o a mujeres.

Si vendes maquillaje seguramente sabrás de lo que hablo.

c) Zona geográfica:

Este campo puede ser muy variable dependiendo de si te interesa dirigirte a una zona en concreto, localizada (si por ejemplo tienes un restaurante) o; si por el contrario, tienes una tienda online que vende productos nacional e internacionalmente que quieres dar a conocer en redes sociales.

d) Intereses:

En este apartado englobaríamos todo aquello que puede ser interesante para tu público: moda, tecnología, cine, literatura, deporte, teatro…

Si tienes una librería seguro deberás dirigirte a aquel público que sigue y comparte publicaciones relativas al mundo literario.

e) Conexión:

Por último no me gustaría olvidar que a veces resulta interesante conocer algunos datos acerca de las rutinas que tiene nuestro público a la hora de consumir contenidos online: prefieren el ordenador o el smartphone; suelen conectarse por las mañanas o tal vez por las tardes; sus días predilectos son los martes y miércoles o quizá los fines de semana; etc.

 

Estas son las variables que debes analizar, como poco, para tener una idea de cuál es tu público (o públicos). Tenlo siempre presente cuando vas a hacer una nueva publicación, te ahorrará tiempo, dinero y esfuerzo para alcanzar resultados!

 

¿Te ha gustado? Gracias por leerme y, como siempre, te invito a que leas al siguiente post!

Aroa.