Sea cual sea el ámbito de tu vida en el que quieres mejorar seguro que para ello necesitas poner en práctica algún método de organización. Hoy comparto contigo lo que yo misma hago para organizarme tanto personal como profesionalmente. Se trata de varios tips y una sencilla pero práctica herramienta.

Seguramente, si quieres organizarte mejor sea porque tienes varias tareas/trabajos/proyectos que estás haciendo al mismo tiempo. Esto suele traer consigo que tengamos todas las tareas en al cabeza y una sensación de caos que no nos permite avanzar.

1- Haz listas

Recomiendo que para empezar hagas una lista general de todo lo que tienes que hacer (no te dejes nada, apunta todas las cosas ya sean de estudios, trabajo, personales…). Esta lista puedes hacerla en sucio porque solo será el primer paso, los cimientos que nos servirán para los demás pasos.

Yo la suelo hacer en una hoja en blanco pero si prefieres utilizar un cuaderno o hacerla en el ordenador también sirve (lo que más práctico te resulte).

Con esto conseguimos que todas esas cosas que sabes que tienes que hacer, y que ahora tienes en la cabeza, las plasmes por escrito dándote una visión más clara de todo. Es el primer paso para organizarte y, al mismo tiempo, conseguir ser más productivo ya que después sólo has de centrarte en lo que tienes que hacer cada día.

2- Prioriza

Una vez que tenemos delante, en la lista, todas las tareas vamos a priorizar, para ello debemos utilizar un calendario para priorizar las tareas según la fecha.

En mi caso siempre utilizo calendarios mensuales, tamaño folio, además de mi agenda. El del mes corriente lo tengo siempre en mi lugar de trabajo, lo que me permite tener una visión general mensual. Este recurso es verdaderamente útil. Yo descargo varios de internet e imprimo varios meses. Los tengo guardados en un archivador y los voy sacando cada mes.

Por otro lado, la agenda es un imprescindible para mí. Utilizo agenda tipo semana vista porque me resulta más cómodo de este modo pero es cierto que, en ocasiones, el espacio para cada día se me queda corto y acabo añadiendo notas adhesivas. Por supuesto en este aspecto debes elegir lo que mejor se adapte a tus necesidades, incluso puedes unirte a hacer la tuya propia siguiendo el método Bullet Journal.

3- Google Calendar

Aunque anote a mano todos mis proyectos, tareas, reuniones… necesito tenerlo agendado todo en Google Calendar (existen otras aplicaciones de este tipo pero ésta me parece muy útil y práctica, pudiendo además compartir calendarios con clientes, socios, compañeros…). Es muy útil que estando fuera de casa, desde el móvil puedas consultar o añadir nuevas entradas al calendario.

4- Usa colores, diferencia

Como ya te he dicho tanto en mi agenda como en el planificador mensual o en Google Calendar anoto absolutamente todas las tareas o proyectos que tengo por delante, ya sean personales o profesionales. Eso sí, categorizo por colores. No es lo mismo una tarea profesional que la compra semanal o una cita con el médico. Para ello tengo un sistema de colores de tal modo que el rojo, verde, azul, amarillo… tanto en mi agenda como en Google Calendar o en la vista mensual tenga el mismo significado. Esto te aseguro que te facilitará las cosas.

Finalmente, cuando he temiendo una tarea pongo un tic a su lado (es una manía personal el no tachar, no me gusta visualmente).

Esto es todo lo que yo utilizo para organizarme. Como ves no hay nada muy difícil de hacer pero me permite lograr mis objetivos y aprovechar mejor el tiempo. Si te ha gustado esta entrada compártela, déjame algún comentario y lee la siguiente!!

Aroa.